CRÍTICA DE SITGES 2009: 9

Un mundo completamente destruido donde la raza humana ha sido aniquilada por una de sus creaciones más atroces. En este escenario se desarrolla la historia de 9, donde unos muñecos de trapo deberán plantar cara a las máquinas malvadas.

9

Se trata de una de esas películas que quieren gustar a todos, y eso se nota desde el primer momento. Aún así, me ha gustado la idea que intenta transmitir el director entre tecnología avanzada sin moral, reflejada en las maquinas malvadas, y la tecnología unida a los sentimientos y a los valores, representados en los muñequitos de trapo.


Film muy trabajado en el aspecto técnico, donde se han cuidado todos los detalles y movimientos de los personajes. La ambientación es muy buena, transmitiendo una sensación de desolación que no me abandonó hasta el final. Evidentemente no estamos ante una obra maestra del género, pero sí ante un muy buena opera prima de Shane Acker, que esperamos nos pueda ofrecer más y mejores cintas en el futuro.

En resumen, una película apta para todos, entretenida (para mi gusto un poco corta), divertida y con un fondo que para muchos quizás pase desapercibido, pero con una profundidad poco habitual en películas de este tipo.