CRÍTICA SITGES 2015: LE TOUT NOUVEAU TESTAMENT

 

En efecto: Dios existe. Vive en Bruselas con su mujer y su hija, pero no imaginéis un Dios de buen corazón, sino un imbécil de mucho cuidado que pasa los días frente al ordenador. Su hija se rebelará contra él cuando decida mandar por sms a todos los humanos del planeta su fecha de defunción. El director Jaco Van Dormael (Mr. Nobody) ha vuelto a Sitges con una sátira con Dios en el centro de la diana.

Le Tout Nouveau Testament

punt5

Tenía muchísimas ganas de ver esta cinta. Hace unos años, también en Sitges, pude ver su anterior trabajo, Mr. Nobody, que me dejó totalmente impactado. Es cierto que esta nueva película es mucho más ligera, divertida y fácil de entender. Pero detrás de la comedia y las escenas divertidas, se esconde una mordaz crítica a la religión y a las creencias de la mayoria de los occidentales.

Uno de los puntos interesantes, a mi parecer, es la relación de Dios con su hijo mayor, Jesús, que marchó de casa porque no soportaba a su padre. Es divertido ver a Jesús como el hijo mayor rebelde que no soporta a su padre y que a la mínima que puede, aprovecha para emanciparse. Tiene su gracia, la verdad.

Por otro lado, cabe destacar la actuación de la hija menor, Pili Groyne, que lo hace tremendamente bien. No en vano ha ganado el premio a la mejor interpretación femenina del Festival de Sitges 2015.

Le Tout Nouveau Testament

No tengo mucho más que decir, divertida, entrañable y repleta de pequeños detalles, esta historia nos hará pasar un buen rato e incluso nos puede hacer reflexionar sobre algunas de nuestras creencias, pero sin pasarse. Totalmente recomendable.